La Ventana

Escucha La Ventana en directo

La Ventana

POSADA

Lo que hay que oir

POSADA

"La decisión de Rato me parece razonable"

Alicante puerto de salida vuelta al mundo a vela

Análisis

Sin diálogo ni explicaciones

ÀNGELS BARCELÓ   26-12-2012 - 22:33 CET

Àngels anticipa un 2013 cargado de protestas y sin ninguna solución por parte del Gobierno, que se empeña en llevar a cabo sus reformas en todos los sectores laborales sin entendimiento ni diálogo.

Votar
Sin interés Poco interesante De interés Muy interesante Imprescindible
Imprimir
Enviar

No parece que el año nuevo vaya a traernos nada nuevo. Mariano Rajoy está convencido de seguir en su senda reformista, la que nos ha llevado a la pérdida de casi todos nuestros derechos y a la asfixia. No hay ningún dato que nos haga pensar que el año que viene será mejor que este, al contrario, no hay ninguna pista que nos haga intuir que los indicadores económicos van a cambiar de rumbo y en lugar de despeñarse en el abismo empezarán a crecer.

Ante este panorama, el Gobierno da por descontado el descontento de los ciudadanos, y da por hecho que las manifestaciones van a seguir ocupando las calles. Las que ha habido hasta ahora y más, porque al malestar con el Ejecutivo se van a sumar los colectivos profesionales de sectores cuya liberalización piensa aprobar el Gobierno, abogados, arquitectos, notarios, registradores.

Ya no le va a quedar a Mariano Rajoy ningún colectivo por soliviantar. Aunque parece que esto no le afecte especialmente, tan preocupado como están él y sus ministros por la imagen exterior de España, las protestas continuas deberían ser para ellos un problema a solucionar. Y no solo eso, debería tomar nota el Gobierno de cada una de estas protestas y de cada una de las iniciativas ciudadanas que nacen para contrarrestar su política.

No se pueden hacer reformas sin contar con los sectores reformados. No se puede reformar la sanidad sin contar con los médicos o las enfermeras, ni la investigación sin contar con los investigadores, ni la educación sin contar con los maestros o los rectores. El desprecio del Gobierno hacia aquellos que saben de lo que hablan y que incluso proponen mejoras en la gestión para ahorrar, no lleva más que a la confrontación. Y este país si algo necesita es entendimiento, diálogo y explicaciones. Términos de los que huye el Gobierno del PP.

AUDIOS

Webs de PRISA

cerrar ventana